Traductor

Reseña: ¿Por qué me comprasteis un walkie-talkie si era hijo único?, de Santi Balmes

12.6.16

|
Título: ¿Por qué me comprasteis un walkie-talkie si era hijo único?
Autor: Santi Balmes
Ilustrador: Ricardo Cavolo
Editorial: Principal de los libros | Lecturalia
ISBN: 9788493971748
Páginas: 408
SINOPSIS: 
El protagonista de esta novela gamberra y surreal es Constancito Obs, cantante conocido durante la transición como Cuchi Cuchi y cuyo vago recuerdo se esconde ahora bajo el apodo de El Antiguo Niño Prodigio. Cuchi Cuchi triunfó más en América Latina que en España y su vida fue tan surreal y desastrosa que acabó hundiéndose por su propio peso. El hijo de Cuchi Cuchi, Fernando Obs, consciente del injusto olvido que pesa sobre la figura de su padre, acude a un psicólogo para contarle su vida y la de sus progenitores con la intención de que escriba un libro que reivindique su figura y le devuelva el prestigio que un día se esfumó.


¿Por qué me comprasteis un walkie talkie si era hijo único? cuenta con casi doscientas ilustraciones realizadas por Ricardo Cavolo.

OPINIÓN:
Cuando conocí este libro, lo primero que pensé fue “Yo mataré monstruos por ti”, luego vi que también era ilustrado y me convencí de que tenía que leerlo. Cuando quise saber más para asegurarme, busqué la sinopsis pero eran bastante pobres, la que encontré primero fue la que viene en la contraportada del libro, en la que dice “¿Recordáis a aquel cantante llamado Cuchi Cuchi, el niño prodigio que triunfó en España y en América del Sur durante los años sesenta y setenta? Nosotros tampoco.” y me quedé en blanco, ¿qué significa eso? Total, comencé a leerlo y ¡vaya sorpresa! Desde el primer capítulo me descolocó la lectura, pero ahora, después de haberlo leído, sé por qué me sucedió de forma tan grave, y es que en mi mente seguía pensando en aquel libro ilustrado para niños que tanto me gustó, y nada que ver, este es un libro para adultos y para jóvenes que buscan lecturas irrelevantes, sin pelos en la lengua y morbosas. Es un libro que no cuida las palabras, que plasma todo de forma directa, no le da vueltas a las cosas y presenta la historia con un lenguaje si no coloquial, muy propio del autor, quien es de España, por lo que más de una palabra no me sonó ni un poco.

En verdad que no he leído libro más peculiar que este. ¿De cuál se fuma, Sr. Balmes? Tengo mucha curiosidad al respecto, porque para escribir un libro como este se necesita o mucho alcohol o mucha maría… bueno, bueno, no hablo por experiencia, por supuesto, pero por ahí leí que el autor estaba ebrio durante todo el proceso de escribir este libro, no estoy seguro de que sea cierto, tal vez no, y no lo estoy asegurando, pero la verdad es que después de haberlo leído no lo pongo en duda. Eso sí, lo haya escrito en el estado que lo haya escrito, es de admirar tal cantidad de originalidad en un escrito. Mi sorpresa no fue solo por lo que se narra, sino también por la forma y la cantidad de peculiaridades que tiene, es fenomenal, eso no se puede negar.

Ahora siempre que escuche hablar de Santi Balmes no pensaré en su libro infantil, en su banda Love of lesbian o siquiera en este libro, no, pensaré en una persona polifacética con mucho talento y una gran imaginación. En verdad, leer este libro es un viaje (largo) a otro tipo de lectura, para todos aquellos que quieran salir de su zona de confort pero de manera drástica.

Antes de otra cosa, quiero mencionar la edición, ¡es muy buena! Y no me refiero a las ilustraciones, sino al trabajo de maquetación y corrección, la editorial Principal de los libros hizo un gran trabajo. Los libros en pasta dura me encantan, si pudiera todos mis libros serían así, pero no lo son, así que cuando tengo oportunidad de tener uno en esta edición lo consigo. También, el texto y no solo las ilustraciones tienen color, no todo, la mayoría es negro, pero hay partes remarcadas en azul, lo cual luce fantástico. ¿Lo que no me gustó al respecto? En el siguiente párrafo les cuento.

¡Las ilustraciones! No, no y no. He tenido el placer de contemplar y leer muchos libros ilustrados, pero nunca me había topado con ilustraciones tan feas como estas, y no lo digo para ofender al ilustrador, porque ni de lejos soy experto en el tema, pero yo como lector opino que las ilustraciones resultan feas para quien las observa, al primer vistazo lucen bien en las páginas, pero más que nada por la ubicación, porque luego enfocas la vista y te das cuenta de que van desde lo llanas hasta lo repulsivas, y no, no se preocupen, no van a vomitar debido a las ilustraciones, pero utilizo esa palabra porque varias veces todo lo que quería era alejar mi vista de esas imágenes, hay una en especial que vaya, concuerdo con el editor, ¿era necesaria? Estoy de acuerdo en que la temática del libro puede ir acorde a las ilustraciones, pero creo que hay otros trabajos que pudieron quedar muchísimo mejor; este me resultó descuidado. Pero vuelvo a lo mismo, son mis impresiones, eso no significa que todos opinen lo mismo que yo, en estos casos todos somos libres de juzgar de acuerdo a nuestro criterio.

Ahora que he mencionado al “editor” hago un pequeño paréntesis para aplaudirle, porque sus notas le dan un toque muy genial al libro, varias veces estuve de acuerdo con sus palabras, y la sensación de tener a un “compinche” es agradable.

Hasta este punto podrían creer que me gustó el libro, pero no, en realidad no me gustó. Esto es algo bastante subjetivo, porque mi desagrado varió, y por diferentes razones, una de ellas ya la mencioné, que son las ilustraciones, y otra de ellas es que el humor del autor no me agrada, ya sea por mi personalidad o porque no estoy acostumbrado, me costó demasiado tomar un ritmo de lectura y en ciertos puntos quería dejarlo, pero continuaba después o me forzaba en ese momento. No tienen idea de cuantas veces mi cara tenía una expresión de incredulidad, no tanto porque no me creyera lo que leía, que al final del día es ficción, sino porque no me terminaba de creer que Santi Balmes haya escrito este libro y que se haya decantado por este tipo de historias. Que es cierto, cuando uno supera ciertas barreras lo disfruta y quiere seguir derribando muros, así que después de haber dominado el área infantil, que no es sencillo, era de esperarse que quisiera superarse, y esta vez quiso hacerlo con el público adulto; tengo 21 años y no sé si eso tenga que ver, pero personalmente el autor fracasa estrepitosamente, tal vez en otro tiempo o en otra dimensión, pero precisamente ahorita no lo recomiendo. Y ya lo mencioné, todos somos diferentes, he visto a quienes sí les ha gustado, así que juzguen lo que he mencionado, si quieren busquen otra opinión y ya luego se deciden.

Un libro con un humor único, mucha sinceridad y gran capacidad para sorprender al lector. Con escenas subidas de tono (como personas teniendo relaciones después de tirarse de un avión) y mucha originalidad.
2/5

8 comentarios:

  1. Ya por el título ya me llama la atención xD
    La verdad es que no estoy tan segura de que disfrute de su lectura, pero me lo apunto para darle una oportunidad ya que te ha gustado mucho... Eso sí, las ilustraciones no son muy bonitas que digamos :P
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  2. holaa!!

    ya iba a decir wiiiii lo quiero XD na! ya no
    gracias por la reseña

    ResponderEliminar
  3. gracias por la publicacion
    Saludos desde Mexico!!!

    ResponderEliminar
  4. Hola! Bueno, no creo darle una oportunidad a este libro, no con lo que cuentas. Entiendo lo que dices del público adulto, a mí me ha tocado también leer libros "fuertes" que no saben utilizar ese aspecto a su favor, creo que todo depende de cómo el autor lo sepa (o no) reflejar. Pero en fin, del autor sólo quiero leer Yo mataré monstruos por ti. Tengo una gran debilidad por los libros ilustrados infantiles.

    Saludos! :)

    ResponderEliminar
  5. Hola
    Pues sí que parece un libro sacado de una buena dosis de churro, así que por el momento paso de él. Un beso

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!, me encantó tu reseña, realmente me ha pasado lo mismo, comencé a leer el libro, las primeras páginas me robaron el corazón, ya sabes, esas donde dice "pon tu nombre aquí" o "dedico esta página...", pero luego comencé con el primer capítulo y no fue lo que esperaba!, y aún no lo termino, pero el humor de Santi en las primeras páginas me agradó mucho, quizá porque estoy acostumbrada a lecturas raras, y un amigo que escribe muchas cosas raras también, además de que he leído un poco a Bukowski (y vaya que con él si me sentía como tú con éste libro), en fin, he decidido darle la oportunidad y seguir leyéndolo, pero también concuerdo contigo respecto a las ilustraciones, porque primero le di una hojeada rápida al libro antes de empezar a leerlo y no es del tipo de ilustraciones de mi gusto, se me hacen muy feas. Quizá si hubiera leído tu reseña antes de comprar el libro, no lo tuviera ahorita en mis manos, y cuando lo estaba leyendo justo estaba pensando en "debí buscar reseñas primero", pero sin duda, otra cosa en la que concuerdo contigo es en lo de los libros en pasta dura, también me encantan y quisiera tener todos mis libros así, jaja, y creo que eso influyó mucho para comprarlo, pero como ya lo mencioné le daré su oportunidad, y bueno, ya lo compré, jajaja. Gracias por la reseña, realmente estaba buscando reseñas para ver si alguien tenía la misma perspectiva o impresión que yo.

    ResponderEliminar

Expresa tu opinión, pues es importante. Sin ofensas.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...